Las cuestiones impositivas requieren de mucha atención ya que existen una serie de obligaciones silenciosas cuyo incumplimiento puede acarrear sanciones, multas y dolores de cabeza, por esto resulta útil contar con un ayuda memoria para repasar,  junto con nuestro Contador,  si las cosas están en orden. Algunas de ellas son:

Constancia de Inscripción a la AFIP

Los responsables inscriptos en IVA y los agentes de retención del Impuesto a las Ganancias, están obligados a consultar mensualmente las constancias de inscripción de sus proveedores y clientes cuando la transacción sea superior a $2.000.

La consulta tiene una validez de 30 días y  puede efectuarse ingresando a la página de Afip.

El sistema permite imprimir la pantalla, que debe quedar archivada como elemento probatorio de haber cumplido con la consulta.

Existe la opción de efectuar la consulta de la condición tributaria a través de una transacción digital denominada “Consulta Constancias de inscripción”, se accede con certificado de seguridad digital, el archivo obtenido debe conservarse como elemento de prueba y se identificará con una cadena especial de caracteres para comprobar su inalterabilidad.

Si no hubiera constancia de inscripción, hay que realizar las retenciones del “no categorizado” y de no inscripto en Ganancias.

Controlador Fiscal

Cuando los responsables inscriptos en IVA realicen ventas masivas a consumidores finales están obligados a utilizar un controlador fiscal. Se considera que realizan operaciones masivas cuando:

  • En el último año calendario, se hubieran emitido más de 240 comprobantes a consumidores finales.
  • Las ventas a consumidores finales hubiesen superado el 5% de todas las operaciones.

Cuando en un mismo local se realizan también ventas a otros sujetos, si las ventas a consumidores finales superan el 20% del total de ventas en el último año calendario, se debe utilizar el controlador fiscal para todas las operaciones. En este caso, para aquellas ventas que no sean a consumidores finales, es posible reemplazar el uso del controlador por la emisión de factura electrónica.

Un sistema de gestión online, facilitará la administración de la facturación emitida y el control de la operatoria.  De esta manera podremos apoyarnos en información cierta y actualizada en cada paso administrativo que damos.

Factura de Resguardo

Los obligados a emitir controladores fiscales y/o factura electrónica deben contar con talonarios de facturación con CAI vigente, estos comprobantes, denominados “de resguardo”, son obligatorios. Es importante tenerlos por si existieran problemas en la emisión de los controladores fiscales y/o factura electrónica.
Aun cuando hayas decidido que, si no funciona el sistema o no hay luz, no atenderás al público, es importante que tengas  los  “comprobantes de resguardo”.

Consulta de comprobantes en AFIP

Se puede consultar la validez de todas las facturas recibidas en la página web del Organismo. Aunque no evite la existencia de posteriores reclamos por parte del fisco, es un elemento de defensa  útil para justificar el cómputo de los créditos fiscales de IVA y Ganancias.

El sistema permite consultar tanto facturas electrónicas como facturas manuales con CAI.

Código QR AFIP

Quienes realicen operaciones con consumidores finales están obligados a exhibir el código QR en sus locales de venta, salas de espera u oficinas. Este código es generado por cada contribuyente con su clave fiscal de AFIP. Se genera un formulario, denominado F960/NM, por cada local que contiene un código QR.  Debe imprimirse en tamaño A4 y ser exhibido en lugar visible, cerca de la caja. Si el local tuviera vidriera, el formulario debe exhibirse en lugar visible desde el exterior. En ese caso puede imprimirse en tamaño A6, si el local no emite factura o no acepta tarjeta de débito, el cliente puede escanear el código QR y denunciar la situación directamente a la AFIP.

Legajos Proveedores y Clientes

Las sucesivas constancias de inscripción de Afip. Al igual que las constancias de inscripción y modificaciones ante los fiscos provinciales, deben mantenerse archivadas para posibles inspecciones.

Los fiscos provinciales obligan a conservar la copia firmada en original por el proveedor o cliente, es importante conservar los certificados de exclusión de retención y/o percepción que hayas aplicado y sus respectivas verificaciones en los sistemas que se deben consultar.

Prestar atención a estas cuestiones evitará futuros dolores de cabeza. Porque una administración ordenada es la base para el despegue comercial de todo negocio.

Fuente: Colppy (https://goo.gl/QaqqNs)

Deje un comentario